18 beneficios para la salud del aceite de cannabidiol (CBD)

12 min lectura

cbd, cannabis, canapa, thc, cannabidiolo cannabidiol

El cannabidiol (CBD) ha sido popular durante muchos años y ahora está logrando una mayor popularidad, así como una aceptación generalizada, ya que la marihuana medicinal se está legalizando en América del Norte, Europa y en todos los estados individuales de los EE. UU. Aunque, a veces, todavía existe un estigma asociado al uso de cannabis o cualquier producto derivado de la planta de cannabis, cada vez más estudios de personas y organizaciones de renombre de todo el mundo están comenzando a arrojar luz sobre los beneficios terapéuticos y para la salud del cannabidiol.

Beneficios para la salud del CBD

 ¿Qué es el aceite de CBD?

El cannabidiol es uno de los más de 100 cannabinoides conocidos en la planta de cannabis. Otro popular del que quizás hayas oído hablar es el tetrahidrocannabinol (THC). Los dos son muy similares en lo que respecta a la composición química, pero la diferencia microscópica los ha hecho muy diferentes entre sí.

El Aceite de CBD proviene de los cogollos y las flores de la planta de cannabis. Una de las grandes diferencias que el CBD tiene del THC es que, si bien el THC es conocido y de uso común porque te “coloca”, el CBD no produce ese efecto psicoactivo “alto”. Este efecto es una de las principales razones por las que el THC es ilegal en la mayor parte del mundo.

Debido a que el cannabidiol no da este efecto psicoactivo, muchas personas prefieren usarlo por sus propiedades terapéuticas.

Ver ¿Que es el CBD? 

Beneficios del aceite de CBD

 Hay miles y miles de personas que han testificado sobre cómo usan el aceite de CBD y los beneficios que el aceite de CBD ha tenido en sus vidas y sus cuerpos. Los beneficios son amplios y variados, desde el manejo del dolor y la ayuda con los trastornos psicológicos hasta incluso la disminución de los riesgos de enfermedades graves como el cáncer y las enfermedades cardiovasculares.

#1 El manejo del dolor

Breve resumen de los beneficios del aceite de CBD:

El uso de cannabis para aliviar el dolor ha existido incluso en civilizaciones antiguas. Una evidencia ha encontrado que el cannabis se usaba con fines medicinales ya en el año 400 d.C.

De las muchas razones por las que las personas usan cannabidiol (CBD) en la actualidad, la razón más común es el manejo del dolor. Esto no es una sorpresa en absoluto, ya que el dolor crónico afecta a más personas que aquellas que tienen cáncer y diabetes combinados.

Los estudios han demostrado la eficacia del CBD para controlar el dolor crónico, incluso en personas que padecen esclerosis múltiple y artritis.

El cannabidiol (CBD) interactúa con los receptores CB1 y CB2, que luego crea efectos analgésicos para ayudar a disminuir el dolor que siente.

Si usted es alguien que experimenta dolor crónico como dolor de espalda, dolor de artritis, dolor de cabeza, etc., este beneficio del aceite de CBD sería perfecto para usted.

#2 Disminuye el riesgo de diabetes

 Con tantos casos nuevos de diabetes apareciendo en todo el mundo, es probable que usted o alguien que conozca pueda tenerla. Con tantas enfermedades asociadas con esta afección, es importante recibir el tratamiento adecuado para la diabetes y la atención médica adecuada sigue siendo imprescindible.

Entonces, ¿cómo puede el aceite de CBD beneficiar a quienes padecen esta enfermedad?

Además de ayudar a reducir los síntomas de la neuropatía o el daño a los nervios, algunas investigaciones muestran que el aceite de CBD puede ayudar a estabilizar el azúcar en la sangre, lo cual es importante para controlar la diabetes.

#3 CBD para el sueño: ayuda con la apnea del sueño y el insomnio

Cualquiera que se preocupe por su salud sabe lo importante que es tener un sueño de calidad. Los problemas del sueño como el insomnio y la apnea del sueño pueden afectar en gran medida su salud.

La investigación sugiere que el aceite de CBD puede ayudar a mejorar el sueño debido al efecto calmante que tiene sobre el sistema endocannabinoide. Este sistema está formado por receptores celulares y es responsable de muchas funciones corporales, incluido el sueño.

Su cuerpo necesita estar bien equilibrado para que funcione de la mejor manera. Cuando toma aceite de CBD, las células enfermas mejoran y usted también puede dormir mejor.

#4 Efectivo contra los síntomas de la epilepsia

 No es fácil vivir con epilepsia, especialmente cuando la medicina tradicional no ha dado resultados. Es bueno que el aceite de CBD esté demostrando ser prometedor en el tratamiento de los síntomas de la epilepsia.

El Dr. Michael Watkins, profesor asistente de neurología pediátrica en el Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas, afirma que es realmente beneficioso para los pacientes. Aunque, él y muchos otros profesionales de la salud también dicen que no es un medicamento milagroso.

No eliminará ni curará la epilepsia, y la atención médica profesional sigue estando a la orden del día, pero realmente puede ayudar a disminuir los síntomas como las convulsiones.

#5 Reduce el riesgo de obesidad

La obesidad es un gran problema para muchos países de todo el mundo. Cuando las personas tienen sobrepeso, aumenta el riesgo de tener otros problemas de salud, como enfermedades cardíacas, diabetes e incluso cáncer.

El aceite de CBD puede ayudar a controlar la obesidad porque puede ayudar a regular el nivel de azúcar en sangre de una persona. Aparte de eso, los beneficios del aceite de CBD sobre la obesidad incluyen afectar el metabolismo del cuerpo.

Entonces, ¿podemos decir también que el CBD es útil para bajar de peso? Si podemos. Puede ayudar en lo que se llama "pardeamiento de la grasa": convertir la grasa blanca en grasa parda, lo que puede llevar a pesar

#6 El CBD como regulador del hambre.

Ayuda a controlar tu apetito

Si está buscando formas de perder peso, es posible que desee probar el aceite de CBD. Puede que tengas dudas, ya que el THC, que también proviene del cannabis, en realidad tiene un efecto diferente. Las personas que se drogan con la marihuana o el THC casi siempre tienen ganas de comer.

Pero un beneficio del aceite de CBD es que hace lo contrario, en realidad puede frenar y suprimir el apetito. Esto se debe a que puede bloquear eficazmente el receptor CB1, que estimula las hormonas responsables del apetito.

La sensación de hambre que empuja a los seres humanos y a los animales, de la misma manera, a buscar algo para ingerir, para satisfacer las necesidades metabólicas del cuerpo, que requieren energía, proporcionada directamente por los alimentos se llama comportamiento de alimentación.

Desde la antigüedad, se sabe que la ingestión de cannabis, así como el hábito de fumar, provoca un aumento del apetito, llamado "munchies" (ataques de hambre). Mientras que en el pasado se creía que tener munchies era solo una sugerencia debido a la intoxicación causada por el cannabis, los científicos descubrieron que este efecto es real y depende de varios mecanismos, tanto centrales como periféricos.

En general, es el THC el que produce esta sensación de forma más acentuada, además de ofrecer una mayor sensibilidad a los olores propios de los alimentos, pero el CBD, por su sinergia con él, también podría modificar el comportamiento ante la comida: más o menos hambre, más deseo o menos de unos determinados alimentos u otro, mayor o menor saciedad tras haber comido . Todo ello es dependiente de la biología intrínseca del sujeto y de su relación previa con la comida. 

#7 CBD para la ansiedad y el estrés

stress and relax

Según un estudio publicado en 2005, 1 de cada 4 europeos experimentará un trastorno de ansiedad una vez en su vida. Ya sabemos que el estrés parece ser parte de la vida diaria de muchas personas, lo que a su vez puede generar ansiedad.

Muchos han optado por tratar su ansiedad y estrés con aceite de CBD en lugar de la psicoterapia o medicación habitual.

Si bien todavía no hay evidencia definitiva sobre el efecto del aceite de CBD sobre la ansiedad, los estudios sugieren que el cannabidiol puede influir en los receptores que tienen algo que ver con la serotonina.

Además, con el CBD se restaura el sistema endocannabinoide desequilibrado que es el resultado del estrés.

#8 CBD para el cuidado de la piel: cura y protege su piel

 Puede haber muchos problemas sobre su piel que desee abordar. Es posible que sufra de acné y desee encontrar una manera de calmar su piel.

O tal vez quieras lucir más joven y disminuir las líneas de arrugas en tu cara.

Todas estas condiciones se pueden resolver con la ayuda del aceite de CBD. El aceite de CBD no solo tiene propiedades antiinflamatorias, sino que también es rico en antioxidantes.

El primero ayudará con el acné, que es una afección inflamatoria. Se sorprenderá de cómo el aceite de CBD puede beneficiar su piel, reduciendo el enrojecimiento y evitando que la piel se rompa.

¡Y debido a sus propiedades antioxidantes, puede disfrutar de una piel más flexible y radiante que luce más joven de lo que debería!

#9 CBD para la caida del cabello 

 Sueles perder cabello y tienes problemas para que crezca fuerte y saludable? 😒

Es un hecho, el CBD ayuda al crecimiento de un pelo saludable. 🌈🍀


Los receptores de cannabinoides presentes en el cuero cabelludo interactúan con el aceite de CBD para regular el funcionamiento del sistema inmunológico. Calma la inflamación de la piel en estas áreas y disminuye la caída del cabello. Una piel saludable ayudará al crecimiento del folículo, para que crezca fuerte y se expanda más rápido ya que recibe más nutrientes.
Recomendamos aplicar de forma tópica unas 4-5 gotas y masajear suavemente durante 5 minutos. Esto se puede realizar luego del baño. Para una mejor distribución aplicar sobre el pelo mojado.

#10 Alivio de la artritis

 Las personas que padecen artritis tienen una inflamación severa en sus articulaciones y están plagadas de dolor.

Como se indicó anteriormente, el aceite de CBD tiene propiedades antiinflamatorias y puede usarlo como una forma natural de aliviar el dolor que está experimentando.

La forma en que esto funciona es que el aceite de CBD interactúa con los receptores CB1 y CB2, lo que no solo ayuda a reducir el dolor, sino que incluso puede ayudar con su sistema inmunológico. Además, el aceite de CBD incluso puede ayudar a ralentizar el progreso de la artritis.

#11 Mantiene la salud del cerebro

 El aceite de CBD puede tener un impacto asombroso en el cerebro. Puede estimular la creación de nuevas células nerviosas en el cerebro y ayuda a proteger las células cerebrales para que no se dañen.

En el Instituto Salk, llevaron a cabo un estudio y encontraron que el aceite de CBD puede ayudar a los pacientes con demencia y enfermedad de Alzheimer.

Para este último, el hecho de que el aceite de CBD tenga propiedades antiinflamatorias es de gran ayuda, ya que la inflamación es uno de los síntomas del Alzheimer.

#12 Puede ayudar con el tratamiento por abuso de sustancias

 Algunas personas pueden tender a pasar por alto los beneficios del aceite de CBD cuando se trata del tratamiento por abuso de sustancias, dado que proviene del cannabis.

Pero un estudio realizado en ratas ha demostrado que con el uso de aceite de CBD, hay una reducción significativa de la dependencia de la morfina. También han observado una menor dependencia de la heroína.

Otros beneficios del aceite de CBD incluyen la prevención de recaídas e incluso el alivio de los síntomas de abstinencia. Este avance puede ayudar enormemente a muchas personas que viven con dependencia de sustancias.

#13 Reduce el riesgo de enfermedad cardiovascular

El sistema cardiovascular, compuesto por el corazón, la sangre y los vasos sanguíneos, representa un papel muy importante en el cuerpo de una persona. Por eso, todos deben tener especial cuidado para no contraer ninguna enfermedad.

Con el aceite de CBD, existe un menor riesgo de tener presión arterial alta, ya que puede reducir la presión arterial sistólica y también puede disminuir la presión arterial inducida por el estrés.

El aceite de CBD también muestra efectos terapéuticos prometedores para las personas con miocarditis. Si bien todavía no hay suficiente evidencia para hacer esto oficial, existe un gran potencial en el uso de aceite de CBD para ayudar a tratar y prevenir enfermedades cardiovasculares.

#14 Ayuda a alcanzar mejores niveles de colesterol

 Tener niveles elevados de colesterol también presenta riesgos, ya que puede provocar accidentes cerebrovasculares o enfermedades cardíacas.

En 2013, un estudio mostró que los usuarios de aceite de CBD tenían niveles más altos de colesterol bueno en sus cuerpos en comparación con aquellos que no tomaban aceite de CBD.

Otro estudio, aunque se acaba de realizar en animales, ha demostrado que la ingesta de cannabinoides reduce la progresión de la aterosclerosis, que es una enfermedad en la que se acumula placa en las arterias.

#15 Reduce el riesgo de cáncer

 Si bien aún se encuentra en las primeras etapas de la investigación, el uso de aceite de CBD para controlar el cáncer parece prometedor. No solo ayuda a reducir los síntomas del cáncer, sino que también puede ayudar con los efectos secundarios del tratamiento del cáncer, como la quimioterapia, según lo declarado por el Instituto Nacional del Cáncer.

Otra posibilidad adicional es que el aceite de CBD realmente puede ayudar a reducir la multiplicación y el crecimiento de ciertos tumores en el cuerpo. Los pacientes con cáncer también deben estar seguros de que los cannabinoides no afectarán las células sanas. pero solo afectan a las células cancerosas.

Los pacientes pueden ingerir el aceite de CBD, pero si les resulta difícil hacerlo, también pueden usar tópicos como lociones, cremas, etc.

#16 Alivia la depresión y los trastornos del estado de ánimo

 El CBD ayuda a aliviar la depresión y los trastornos del estado de ánimo.

Si tiene depresión pero desea buscar otras alternativas además de los antidepresivos, es posible que desee considerar el aceite de CBD. Aunque el aceite de CBD no es una panacea para la depresión u otros trastornos del estado de ánimo, puede ayudar con los síntomas.

El aceite de CBD ayuda al sistema endocannabinoide, que es responsable de las funciones corporales como el estado de ánimo, la sensación de dolor, el sueño y el apetito. Los cannabinoides pueden ayudar a uno a responder mejor a situaciones estresantes y también pueden prevenir la ansiedad.

#17 El CBD como tratamiento de problemas y alteraciones gastrointestinales.

La función más importante del sistema gastrointestinal es la digestión de los alimentos. A través de una serie meticulosa de procesos en el tracto gastrointestinal, los alimentos se transforman en la energía necesaria para realizar las diversas funciones de la vida. Esta es una de las características fundamentales de la biología animal y el sistema endocannabinoide está completamente implicado en la regulación de este proceso.

El primer informe de la presencia del sistema endocannabinoide en el sistema gastrointestinal de mamíferos se remonta a 1995, pero posteriormente, se han ido identificando componentes del sistema endocannabinoide en cada porción del sistema gastrointestinal de mamíferos.

En los primeros apartados de este artículo, se ha expuesto que los receptores CB1 están presentes prácticamente en todas partes, especialmente en el estómago y el colon, la porción terminal del intestino. Aquí, se encuentran principalmente en las células epiteliales, las células que recubren la pared intestinal. Los receptores CB1 también se encuentran en las neuronas que controlan las actividades del sistema gastrointestinal, especialmente las del sistema nervioso entérico .

Por su parte, los receptores CB2 también están presentes en el sistema nervioso entérico, pero se encuentran principalmente en las células inmunitarias en el tracto gastrointestinal . 

Ambos tipos de receptores tienen un papel importante en el sistema gastrointestinal, especialmente en la prevención de la aparición de inflamación .

Un defecto de la motilidad intestinal es la hipermotilidad, una afección que aún no se comprende por completo (generalmente se asocia con un aumento de la inflamación intestinal). La hipermotilidad puede conducir a una mala absorción de alimentos y a condiciones patológicas, como el síndrome del intestino irritable. La motilidad intestinal está bajo el control directo del Sistema Nervioso Entérico, una red neuronal que funciona de manera autónoma y que también está controlada por el sistema endocannabinoide.

Tanto el THC, de manera más pronunciada, como el cannabidiol (CBD), de forma algo más moderada, son capaces de reducir la hipermotilidad intestinal inducida por la inflamación. La acción débil de agonista inverso del CBD sobre los receptores CB1 produce una reducción de liberación de acetilcolina de los nervios entéricos y esto, junto con otros mecanismos que no se comprenden completamente, provoca una disminución de la contractilidad intestinal y, por lo tanto, de la motilidad .

Asimismo, la actividad sobre los receptores CB2 presentes a nivel gastrointestinal se ha correlacionado con una disminución del dolor abdominal, de los reflujos y de la hipersensibilidad visceral . No es sorprendente, por tanto que en el Handbook of Experimental Pharmacology, una de las revistas de farmacología más autorizadas del mundo, los receptores cannabinoides se denominen los "frenos" fisiológicos del sistema gastrointestinal

La actividad del CBD sobre los receptores cannabinoides presentes a nivel gastrointestinal se ha correlacionado con una disminución del la hipermotilidad, del dolor abdominal, de los reflujos y de la hipersensibilidad visceral. No es sorprendente, tanto

que en el Handbook of Experimental Pharmacology, una de las revistas de farmacología más autorizadas del mundo, los receptores cannabinoides se denominen los "frenos" fisiológicos del sistema gastrointestinal.

 #18 El CBD puede sustituir a los opiáceos en el tratamiento del dolor crónico.

El dolor crónico es un síntoma de muchas enfermedades: diabetes, esclerosis múltiple, cáncer, VIH, reumatismo, fibromialgia y muchas otras dolencias. 

El tratamiento del dolor juega un papel en la mejora de la calidad de vida de los pacientes. Dependiendo de la gravedad del dolor, la gente utiliza en exceso los analgésicos de venta libre como la aspirina, el ibuprofeno, el paracetamol, y/o otros analgésicos con receta como los opiáceos. Todos estos fármacos están relacionados con efectos secundarios crónicos tras el uso prolongado.

En 2007, los investigadores descubrieron en pruebas con animales que la administración diaria de CBD tenía como resultado una reducción de la hiperalgesia (sensibilidad al dolor y reacción a un estímulo doloroso excesivas).

En otro estudio realizado en Israel en 2016, los investigadores confirmaron que el uso de cannabis con alta proporción en CBD frente a THC (20 a 1), reduce el dolor y el consumo de opiáceos, además de mejorar la calidad de vida de los pacientes. Después de seis meses, la puntuación de los síntomas de dolor había descendido de una media de 83,3 a una de 75,0. La puntuación de la intensidad del dolor también mejoró y la necesidad de opiáceos se redujo en el transcurso del período de observación en aproximadamente el 44%.